La incertidumbre siempre existirá pero el cerebro nos proporciona herramientas para afrontarla

El cerebro trabaja con probabilidades, con señales integradas, pero está en nosotros trabajar para que las probabilidades se dirijan en el sentido que queremos. La incertidumbre no significa dejar la vida al azar, sino más bien trabajar por aquello que consideramos que es lo mejor para nosotros, en un tiempo y un espacio específicos.

    SUBIR
    http://miguiavocacional.com/wp/wp-includes/SimplePie/Content/Type